+34 636433047 +34 911 158 391

México y la visita del Papa. Curas y chalecos antibalas.

El Papa Francisco ha estado en México, visitando a sus adeptos. Pero aunque las imágenes que nos han llegado, han sido las mas amables de todo este tour, no se ha dicho la realidad de la situación de muchos curas, que tienen que vivir cada día en sus iglesias.

Muchos de ellos, deben llevar chalecos antibalas, cuando dan misa; por ser amenazados por los carteles del los narcotraficantes. Su pecado, no callarse y hablar abiertamente de la criminalidad que sufre su país.

Los curas, entienden que deben ser ellos, los que den impulsos a los ciudadanos, los que deben gritar las injusticias que están sacudiendo las calles de este país. Ellos cada día, suben a sus pulpitos y claman las inseguridades que muchos de sus feligreses sufren a manos de estos delincuentes.

México vive una situación que cada vez va a peor. Las organizaciones criminales, campan a sus anchas. Políticos, policías, magistrados, funcionarios de los penales y cualquier ciudadano, es comprado por los narcos.

La vida allí, no vale nada. Asesinatos y secuestros sin ser detenidos sus autores, chantajes, los pagos para proteger negocios y las vidas de sus dueños, vendettas entre los criminales y la lucha por las zonas para la distribución y venta de droga son solo algunas de las excusas que se tiene para empezar un tiroteo.

Algunas de las iglesias, se han convertido en el único resquicio donde se puede alzar la voz para manifestar estos sucesos. Los curas se han convertido en los abanderados de la justicia.

México y la visita del Papa. Curas y chalecos antibalas.

México y la visita del Papa. Curas y chalecos antibalas.

Por eso, los narcotraficantes, quieren que se callen. No interesa que convenzan a los parroquianos a que se defiendan y luchen contra los delincuentes y las injusticias. Un cura muerto, es mejor que uno, que anime a parar estos sucesos.

Los «halcones» que son los informantes de los carteles, entran en las iglesias; si un cura dice o se manifiesta más de la cuenta en su sermón; avisaran a sus jefes para que estos, dejen un recado al párroco.

De esta forma, intentan infundir un miedo y dejar bien claro, quienes son los que mandan. El estado más peligrosos y donde más registros sobre la violencia hacia curas ha habido es en Guerrero.

Muchas iglesias, tiene  sus propios protocolos de seguridad. Necesitan estar protegidos porque saben que sus palabras en misa, hacen más daño que una pistola cargada. 52 agresiones contra párrocos en tres años.

Dos de ellos, terminaron con la vida de estos curas; Erasmo Pliego de Jesús y Francisco Javier Gutiérrez. Sus crímenes, las denuncias que hicieron sobre los narcos y sus actividades ilegales.

El Papa en esta visita, ha defendido la gran contribución que están haciendo; los ha animado para que sigan luchando. Pero la realidad es que muchos de ellos, temen ya por sus vidas y están viendo, como ya ni respetan los templos.

Se han registrado más 3000 profanaciones en las iglesias y la autoridades, en algunas zonas, no hacen nada sino que ni siquiera se atreven a mover un dedo. La caza a los curas que luchan contra estas organizaciones, se ha abierto desde hace años y parece que continuara.

En México no se respeta nada; ni el culto ni la vida. Es un territorio en guerra y parece que de momento, ni el mismísimo Papa Francisco ni el Presidente Enrique Nieto, pueden hacer nada al respecto.

Indicios-Agencia de detectives privados en Madrid.

Share

Share This Story!

About Author

You may also like

No Comment

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies