+34 636433047 +34 911 158 391

Indicios- Revisiones de pensiones y manutenciones.

Indicios- Revisiones de pensiones y manutenciones.

Las parejas pueden romper y separase para luego formar otras familias; los expertos recomiendan que si se llega a este punto, lo mejor es que esa separación o divorcio, se haga de la forma menos dolorosa, que sea posible y más cuando existen menores.

Pero la realidad es otra, en Indicios, agencia de detectives privados en Madrid, hemos sido testigo de personas, que no quieren olvidar y que si pueden hacer daño a la otra parte, no dudaran en hacer lo que sea, para acabar con el bienestar del otro.

Cuando se revisan las pensiones y las manutenciones, podemos encontrarnos con absolutas batallas, que parecen más bien, ideadas por Maquiavelo y Richelieu. Todo por no dar su brazo a torcer, o para que la otra parte, no consiga nada.

A veces, existen casos, en los que se quiere hacer tanto daño, que parece que solo se disfruta con el pesar del contrario. Pero lo peor, es cuando los menores se convierten en la moneda de cambio o en la pieza central, para poder destruir a la otra parte.

Como detectives privados que somos, queramos o no, a veces, los casos que vemos, nos estremecen y nos hacen pensar, hasta que punto, nos podemos convertir los seres humanos y como se puede llegar a ciertos extremos.

La vida por sí misma, ya es complicada pero más, si encima nosotros queremos hacerla mas difícil. En el pasado esas dos personas se querían y se amaron, quisieron hacer una vida juntas, confiaron el uno con el otro y ahora, en vez de respetarse, o por lo menos, tolerarse, solo hay odio.

Cuando los clientes vienen a nuestra agencia de Indicios, detectives privados en Madrid, suele ser porque están desesperados y necesitan pruebas para demostrar ante cualquier juicio o tribunal, que las sospechas que tienen o lo que saben, perfectamente que está pasando, se puedan ver y que los jueces sepan quién miente.

A veces, son los mismos abogados, quienes aconsejan a los clientes, que deberían contratar a un detective privado, para obtener pruebas y que están sean validas.

Sabemos, que muchas veces, son las mismas personas o amigos, quienes se presenta en el lugar de trabajo de la otra parte, para grabarles con el móvil y así tener «pruebas» que trabaja y no, como alega, que está en paro.

Esas «pruebas», casi nunca sirven para el juicio, ya que no son profesionales quienes las han hecho y porque son tomadas en un día o en una momento de ese día. El problema puede llegar, cuando la otra parte, al saber lo que ha sucedido, tome medidas legales y acabe denunciando a la persona que realizo la toma de fotos o grabaciones.

Ya que será denunciado por meterse en la esfera de la intimidad, el honor y la imagen de la persona a la que se trato de «investigar». Por este motivo, se aconseja que nunca se deba hacer esto, si no se cuenta con un experto en investigación privada, es decir, un detective privado.

Nosotros conseguiremos todo lo que usted necesite, obtendremos las pruebas que solicite. Grabaremos a la persona trabajando, si se puede o haciendo un seguimiento diario y alterno, en donde se vea, como esa persona, tiene un horario laboral y no sea, por ayudar a un amigo.

La Ley, dice que los detectives privados podemos, durante la investigación, grabar y hacer gestiones para poder conseguir dichas pruebas; de ahí, que la parte indagada, no podrá denunciarnos, ni a nuestro cliente, ya que tiene el legitimo derecho, de contratar a un investigador privado, para la obtención de pruebas.

Por eso, es importante, la legitimidad de los casos, que exigimos en nuestra agencia de detectives privados en Madrid. Cada vez, que llega un cliente, le preguntamos si existe alguna relación con la persona, que debemos investigar.

Ya sea sentimental, laboral, contractual, judicial o familiar. Nunca podemos hacer unas pesquisas, si nuestro cliente no ha tenido dicha relación; es decir, no puede venir a nuestra oficina y decirnos, que sigamos a una persona, por que quiere saber donde vive y ni si quiera la conozca. Eso sería ilegal.

La Ley detalla, que el detective privado puede obtener y aportar pruebas e informaciones sobre conductas y hechos privados, además de vigilancias en ferias, hoteles o recintos como galerías, superficies…

Para ello, deberá tener la habilitación expendida por el Ministerio del Interior, si en caso contrario, no se tenga dicha habilitación, será constituyente de una inflación muy grave y deberá pagar una multa de 30.000 euros.

Lo mismo ocurre, con las grabaciones con cámara oculta, solo los investigadores privados, podemos utilizar, dispositivos electrónicos e informáticos para la consecución de dichas pruebas.

A la hora de conseguir demostrar un hecho o una conducta, tenemos que tener presente, en respetar a la persona a investigar, es decir, no podemos meternos en la esfera privada del investigado/a, si estamos intentando conseguir pruebas para la demostración de una baja fingida.

En este caso, si le grabamos como anda, cuando alega que tiene lesiones en las piernas y le impide caminar o ir a su lugar de trabajo, debemos tener cuidado, y no meternos, demasiado en su vida privada, preservándola.

En cuanto a las investigaciones sobre la revisión de pensiones y manutenciones, podremos obtener información y datos de su trabajo, si está diciendo que no tiene y de ahí que no pueda pasar dicha pensión, pero debemos conseguirlo de una forma proporcional y dentro de la legalidad.

Las pruebas aportadas por los detectives, tienen validez legal.

No solo se investiga por medio de seguimientos o vigilancias, en estos casos de revisiones de pensiones o manutenciones, sino que también se hace pesquisas en registros y puntos de la administración, para así, demostrar si posee bienes inmuebles o muebles o tiene otra fuente de dinero, para contradecir en el juicio, la falta de liquidez que manifiesta tener.

La operatividad en estos casos, suele estar combinada con seguimientos y búsqueda de información, para así tener la mayor cantidad de pruebas y que el abogado de nuestro cliente, pueda tener un arsenal para demostrar durante el litigio, como se ha mentido y se ha hecho a mala fe, ocultando información.

De esta forma, no solo se le dará la razón a nuestro cliente, sino que en vez quitarle o rebajarle dicha pensión o manutención, puede que se consiga el efecto contrario que la otra parte, pretendía obtener.

Share

Share This Story!

About Author

You may also like

No Comment

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies