+34 636433047 +34 911 158 391

El valor probatorio en informes de investigación privada

En nuestro despacho de investigación, entendemos que la máxima para nuestros clientes son las evidencias que podamos obtener. Es por ello, que hoy en este post queremos explicar el valor probatorio en informes de investigación privada. Muchos clientes cuando vienen a pedirnos ayuda, nos preguntan si las pruebas que obtengamos, le van a servir o no en los tribunales. Esperemos que a raíz de este articulo, sepan que nuestras pruebas son válidas y procedentes en cualquier tribunal.

El detective privado y el valor probatorio en informes de investigación

Cuando el trabajo del detective acaba, tenemos dos grupos de pruebas. Una de ellas son los documentos, vídeos y grabaciones que hayamos obtenido, durante la investigación. El otro grupo es el informe completo, donde aparecen todos los movimientos, actuaciones y gestiones que hemos hecho. Tanto los detectives, como los investigados. En ese informe se ve las fechas, horas y todo lo resaltable para la investigación. Incluso, al final del documento, aparecen las conclusiones. Donde explicamos qué hemos conseguido y lo que demostramos en él. Dando lugar, a probar todo lo que se sospechaba o mostrar la realidad de una situación, que ni se sabía.

El 85% de los casos que entran en una agencia como la de Indicios, detectives; suelen acabar en los juzgados españoles. Los restantes, es porque no interesa llevarlos a nuestros clientes, o porque el tema que hemos llevado no importa judicialmente. Es más bien probar o ver lo que sospechaba en temas sentimentales como en los casos familiares sobre infidelidades. De ahí, que los informes sean una parte igual o más importante que la propia indagación.

¿En qué consiste el informe del detective? ¿Sirve para un juicio?

Un informe de investigación privada es un documento legal, que sirve en cualquier tribunal. Ya sea dentro de nuestro territorio o fuera de él, como en los estados miembros de la Unión Europea. En dicho documento, se refleja lo que ha sucedido durante la intervención del detective o detectives. No existe un modelo idéntico para todos los investigadores o agencias. Cada uno, redactamos de una forma u otra, nuestro trabajo, lo que hemos visto y obtenido. Al mismo tiempo, indicamos al principio de él, la causa y motivación por la que fuimos contratados.

Esta parte es importante, ya que la Ley de Seguridad Privada nos la exige. Este apartado es comúnmente conocido como la legitimación. También ponemos la relación que existe entre nuestro cliente y/o la persona/personas a indagar. Dicha relación puede ser familiar, laboral, contractual, empresarial o jurídica. Tras esto, vamos poniendo los días con las fechas y las horas, de todo lo que hemos hecho. Un seguimiento, vigilancias o gestiones. Terminando con todo lo que hemos conseguido y la conclusión, que hemos indicado en los párrafos más arriba. Finalizando con la firma de la agencia y si es necesario, las T.I.P’S de los detectives.

Medios probatorios en nuestro ordenamiento jurídico: la validez de la prueba

En la ley de Enjuiciamiento Civil, LEC, explica de forma clara y contundente cuales son los medios de prueba. En su capítulo IV, concretamente el artículo 299 LEC, podemos ver que señala lo siguiente: “Documentos privados”. Es donde entraría nuestros informes de investigación. Aún así, más adelante también podemos ver que se admite como medios de pruebas las reproducciones. De palabra, sonido e imagen; al igual que los instrumentos o dispositivos usados para obtenerlos o reproducirlos. No obstante, en otro apartado apunta la ley que se puede usar como medio de prueba, cualquier otro que, avisando con antelación de su existencia, muestre hechos relevantes.

Nosotros somos contratados por una de las partes de un proceso o caso. Somos un sector privado, al que le permiten investigar. De ahí, que seamos medios probatorios privados. Pero eso no significa que nuestras pruebas e informe, no sean relevantes. Al contrario, son procedentes, válidos y podemos mostrar hechos, comportamientos y conductas, que de otro modo no se podrían obtener.

Pero entonces; ¿El informe del detective es pericial o testifical?

Muchos nos preguntan si nuestros informes son periciales o sino, que son. Tanto el Tribunal Constitucional como el Supremo, nos tienen situados a los detectives, como valor testifical. Y esto es debido, porque en autos como el 262/1988 del Constitucional y la sentencia del 13 de marzo del 1991 del supremo, lo señalan. En el primero indica que no exacto incluir al detective como perito, pero si en la parte testifical. Aunque tampoco sería un testigo como tal, sin embargo, es el mejor lugar para introducirle en el proceso. El segundo nos señala que las pruebas que obtienen los investigadores, no deben estar en el apartado documental, pero si en el testifical.

Los detectives, no somos peritos ni testigos, pero si nos tienen que meter en algún apartado de estos, sería en el segundo. Y es aquí, cuando el Tribunal de Estrasburgo, nos denomino “testigos cualificados”. Ya que no somos testigos al uso, pero si percibimos y vemos lo que sucede en un momento o en varios. En un mismo servicio de investigación, un detective puede estar investigando un día, varios…De ahí que sea “testigo en varios momentos”. Con este nuevo término, la comunidad legal, empezó a sumarse y a vernos de esta forma.

Detectives no son peritos. Al no ser, que reúnan los requisitos o los llamen los jueces

Los detectives privados no pueden ser englobados como peritos. Al no ser que tengan los requisitos para serlo. Pero ¿Cuáles son estos requisitos?. Un perito es un experto en una materia, cuyos conocimientos pueden ayudar a entender a otros. Esa experiencia o saber puede ser técnica o sea una habilidad. Cuya capacidad para juzgar o decidir será correcta, justa o inteligente. Además de ser llamado porque le confiere una autoridad o por el público en una materia específica. En cuanto a lo que es un detective; es un profesional con carrera universitaria que esta autorizado por ley para realizar investigaciones privadas.

Puede trabajar para particulares, empresas, despachos de abogados, mutuas o aseguradoras…Eso sí, no puede indagar en casos donde los hechos sean perseguibles de oficio. Realizando investigaciones de hechos y conductas privadas, para obtener pruebas, que se reflejarán en un informe. Y si fuera necesario, ratificará ante el tribunal competente. El investigador intervendrá en el proceso con el informe escrito. Y será considerado como personal de Seguridad Privada.

Las pruebas de los detectives se incluyen en el informe. Teniendo valor probatorio

Podemos afirmar que el valor probatorio en informes de investigación es un hecho. No sólo porque lo refleja nuestras leyes, sino porque los tribunales lo contemplan y respeta. Las pruebas que obtenemos son llevadas en los documentos privados, que son los informes. Y si debemos ratificar en los tribunales, lo haremos en la parte del proceso testifical. Pero no como testigos normales, sino como cualificados. Ante la pregunta inicial de este post sobre si tiene valor la prueba y el informe de un detective, esperemos haberlo aclarado. Con esto es evidente que sí, que es importante lo que obtiene el detective en el juicio. De hecho, es de gran valor y asegura ganar, en la mayoría de las veces, la sentencia a su favor.

Share

Share This Story!

About Author

You may also like

No Comment

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.